¿Cómo es por dentro Hacienda El Centenario?

Hace unos meses, Fer y yo recorrimos Hacienda El Centenario Lázaro Gallardo y otras propiedades que Mundo Cuervo tiene en Tequila. Este pueblito colonial está ubicado en Jalisco, a poco más de una hora por carretera del centro de Guadalajara.

 

En esa ocasión viajamos por los fértiles campos jaliscienses a bordo del tren José Cuervo Express desde la “Perla Tapatía”, caminamos por los espectaculares sembradíos de agave, vimos el proceso de fabricación de tequila en La Rojeña y nos mostraron las habitaciones de Solar de las Ánimas y Hotel Villa Tequila. Según palabras de nuestro guía Luis, no podíamos irnos de Mundo Cuervo sin conocer la legendaria Hacienda El Centenario Lázaro Gallardo, así que hacia allá fuimos después de comer.

 

Apenas cruzas la reja de hierro de la entrada, se presentan ante ti magníficas áreas verdes que al mismo tiempo son una galería de arte al aire libre: entre el césped perfectamente bien cortado, plantas y flores verás un gran número de esculturas creadas por Leonora Carrington y Sergio Bustamante.

 

Nos llamó la atención que no hubiera más gente explorando este lugar como nosotros; Luis nos explicó que Hacienda El Centenario no está abierta al público, sino que es un extenso centro de convenciones, más bien concurrido por los invitados a bodas, juntas de negocios, conferencias y eventos especiales que aquí se celebran. Durante las mañanas es usual ver organizadores de eventos empresariales y wedding planners haciendo site inspections.

 

Vimos un ruedo y preguntamos a Luis si ahí tenían lugar fiestas de charrería; nuestro guía nos respondió que sí, que si los clientes lo solicitaban podía haber en el evento mariachi, coloridos bailes regionales y hasta un charro con todo y caballo realizando suertes.

 

Hay en el lugar una plaza central con un distintivo diseño de figuras geométricas; se trata del Jardín de los Limoneros, que puede equiparse para cocteles y banquetes para un máximo de 460 personas. Este jardín está entre el Gran Kiosko y el “casco” de Hacienda El Centenario, donde se encuentra el Gran Salón que puede albergar hasta 300 invitados; este cuenta con aire acondicionado y equipo multimedia.

 

Hacienda El Centenario tiene también otros lugares disponibles para celebraciones, como el Salón Tradicional y el Patio Mexicano, que con sus jardineras, columnas rematadas con arcos, barandales de hierro y fuente crean una atmósfera colonial muy elegante, ideal para ofrecer un banquete con platillos y bebidas tradicionales de nuestro país.

 

Cada espacio en Hacienda El Centenario parece una locación digna de una película de la época de oro del cine mexicano, aunque el área que se lleva las palmas en este sentido es la Tienda de Raya. En este salón con capacidad de hasta 150 personas encontrarás una enorme barra de cantina de 26 metros de largo, compuesta por 3 antiguas barras provenientes de San Luis Potosí, Guanajuato y Chihuahua. Las barras y los estantes de madera del largo mostrador fueron restaurados y unidos cuidadosamente, para después ser abastecidos con casi 3,000 productos y objetos de consumo habitual fabricados en la primera mitad del siglo XX: medicinas, productos de baño, licores, dulces y hasta juguetes.

 

Salimos maravillados de este increíble centro de convenciones. ¡Qué bárbaros! Viendo algunos videos en YouTube de bodas en Hacienda El Centenario nos hemos hecho una idea clara de lo bien que se ve un evento social realizado en sus diversos escenarios. Esperamos volver pronto, ¡pero ahora como invitados a un casorio o a una conferencia!

Discusión (0)

No hay comentarios para este documento aún.

La generación de comentarios ha sido deactivada en este documento.